No 13 La Salud, un Derecho Fundamental Copacos Distrital

No 13 La Salud, un Derecho Fundamental Copacos Distrital

El 20 de junio de 2013 el Congreso de la Republica aprobó la LEY ESTATUTARIA DE LA SALUD, que contiene la trasformación del criterio de salud como derecho fundamental de la población Colombiana.

Ante la equivocación cometida por la constituyente de 1991, en el artículo 49 de la Constitución Política, de elevar la salud a un “simple” Servicio Público, se inició desde entonces la lucha por que se le considere como un Derecho Fundamental. Ha sido una lucha constante de los usuarios de la Salud por lograr que sean atendidos en forma digna y oportuna cuando acuden a solicitar este servicio que debe garantizar el Estado. Para ellos se han efectuado grandes movilizaciones, pasando por la propuesta de la octava papeleta, hasta la presentación de la propuesta de reforma a la salud, mediante el proyecto de ley estatutaria por parte de la Gran Junta Médica, en el cual se recogían los principios fundamentales con los cuales se pretendía cambiar la filosofía con la que se ha venido manejando la salud en nuestro país, que privilegia la ganancia de las EPS sobre la salud de los pobladores.

La Corte Constitucional estableció que la salud es un derecho fundamental, en principio para la niñez (sentencia T200 de 2007), y como forma secundaria para los adultos mayores, estableciéndose como fundamental cuando fuera necesaria para la preservación de la vida del usuario, es decir de segundo orden (sentencia T 1229 de 2005), haciendo necesario que fuera una Ley superior o estatutaria que elevara a rango constitucional la salud como derecho fundamental, a fin de que el estado lo garantice y lo proteja, que sea prestado sin ninguna cortapisa o traba, evitando que se alegue la falta de recursos económicos tanto del paciente como de la EPS para prestarlo.

La Ley Estatutaria de la Salud fue aprobada por las plenarias de Cámara y Senado, después de ser conciliadas las diferencias de los proyectos aprobados por cada una de estas, estableciéndose qué “El derecho fundamental a la salud es autónomo e irrenunciable en lo individual y en lo colectivo”. Comprende el acceso a los servicios de salud de manera oportuna, eficaz y con calidad para la preservación, el mejoramiento y la promoción de la salud. El Estado adoptará políticas para asegurar la igualdad de trato y oportunidades en el acceso a las actividades de promoción, prevención, diagnóstico, tratamiento, rehabilitación y paliación para todas las personas. De conformidad con el artículo 49 de la Constitución Política, su prestación como servicio público esencial obligatorio, se ejecuta bajo la indelegable dirección, supervisión, organización, regulación, coordinación y control del Estado”.

Con lo anterior se recogen los principios esenciales para cambiar la filosofía que se maneja en el sistema de salud, desarrollándose dentro de la misma los principios que lo regirán, derechos y deberes, sujetos de protección, garantías y mecanismo de protección de este derecho fundamental y otros elementos relacionados con los profesionales y trabajadores de la salud. En el trámite de la Conciliación tal vez se metió la mano modificando el espíritu de alguno de los artículos aprobados, como lo es el control del precio de los medicamentos, los cuales ahora los hará directamente el gobierno, aunque no desde su producción como debía ser, sino para la venta; lo mismo sucedió con el derecho a recibir la atención medica por parte de los usuarios de la salud, sin ninguna cortapisa, pero se decide que siempre y cuando no se afecte la sostenibilidad fiscal, lo cual le quitaría trascendencia a este derecho fundamental, como lo ha sostenido la Corte Constitucional en diferentes pronunciamientos y lo que seguramente aclara esta en el Control de Constitucionalidad que deberá hacer antes de ponerse en vigencia por parte del Presidente de la Republica.

De la misma forma, además de recoge los criterios y principios que deben manejar la prestación del servicio de salud, se incluyó la participación de los usuarios en la formulación de las políticas en la salud, en todas sus etapas, incluyendo las definiciones, estructuración, implementación, etc., con lo cual los Usuarios en sus diferentes organizaciones (asociaciones de usuarios, copacos, sindicatos, centrales obreras, pensionados etc.) pueden jugar un papel muy importante, en la consumación de este derecho fundamental.
Como lo manifiesta el Dr. Fernando Sánchez Torres, vocero de la Gran Junta Médica, en el editorial del Tiempo del 21/06/2013, “la importancia de que la Ley aprobada no se convierta en letra muerta, vale decir que, estando vigente, se hiciera preterición de ella”, lo cual depende de la exigencia que se haga de ella, anotando que en esta no se limita la acción de tutela, ni siquiera para las decisiones que tome la junta médica que niegue un tratamiento, por considerarlo no necesario.

Queda por continuar el trámite de la ley ordinaria, en la que se deben recoger los criterios aprobados, pero seguramente las EPS, los laboratorios y el sistema financiero, pretenderán torcerlos a su favor, ya que la Ley Estatutaria de la Salud NO cerró la puerta para que los particulares presten este servicio, aunque como se manifestó atrás, el Estado tendrá que garantizarlo en todas sus modalidades y a toda la población Colombiana, sin distingo alguno.

Sera entonces los actores y usuarios del sistema de salud, en sus diferentes niveles de representación, quienes tendrán que incidir en la formación de la ley ordinaria, reglamentaria del sistema de salud, más cuando será a un solo régimen al que se le aplicara, ya que se unifico en uno solo el contributivo y el solidario, por lo que a todos los usufructuarios de la salud les incidirá lo que se resuelva en la ley ordinaria en trámite en el Congreso, a la cual ya se le dio el primer debate.

SE DEBE SUSPENDER EL TRÁMITE DE LA LEY ORDINARIA DE LA SALUD EN EL CONGRESO DE LA REPUBLICA

Las asociaciones de Médicos le han solicitado al Presidente de la Republica el retiro del proyecto de Ley ordinaria de la salud, por desconocer los criterios establecidos en la Ley Estatutaria de la salud, la cual se encuentra en el trámite de control Constitucional ante la Corte Constitucional; además de sustentar su posición en que se debe ampliar el debate de esta, con el fin de que participen todos los sectores que tienen incidencia en la salud, buscando un momento más propicio para dicho debate, ya que en este momento se comienza a atravesar la campaña política.

Apoyamos esta solicitud e invitamos a las organizaciones sociales, COPACOS de las 20 localidades, asociaciones de usuarios, CTPD, gremios de producción, educación, juntas de acción comunal, consejos locales de planeación, comités de derechos humanos, adulto mayor, discapacidad, etnias, madres comunitarias, LGBTI, CLOSP, y las diferentes formas locales distritales regionales y nacionales, a que todos nos sumemos a estas bregas por el Derecho a la Salud.

WILSON EDUARDO SANCHEZ B.
ConsejeroCTPD
Bogotá, Noviembre de 2014.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contacto

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap. No estamos en este momento. Pero puede enviarnos un correo electrónico y nos pondremos en contacto con usted lo antes posible. Nous ne sommes pas là maintenant. Mais vous pouvez nous envoyer un email et nous reviendrons vers vous dès que possible

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account